FANDOM


"¡Eeeeeeeeeek! ¡Cuidado! ¡Cuidado! ¡Excavadora sobre las vías!"
— Marion

Marion y los Dinosaurios es el vigésimo tercer episodio de la décimo octava temporada.

Trama Editar

Hay una sola cosa que a Marion le encanta más que a cavar y que está hablando de cavar. Una mañana, ella está en la Plaza de la Ciudad admirando el esqueleto de dinosaurio que había desenterrado en los pozos de arcilla cuando Toby se recupera. Marion no puede resistirse a jactarse de su gran hallazgo, pero Toby está confundido; él pensó que los científicos desenterraron el esqueleto. Marion dice que los científicos pueden haber terminado la excavación con sus pequeñas palas, pero ella es la excavadora profesional. Toby se sonríe mientras Marion se va.

Algún tiempo después, Marion está cavando para limpiar un sitio para algunos cobertizos nuevos en un apartadero. Marion se asusta un poco cuando Thomas la hace saltar sorprendiéndole justo en frente de ella. Thomas le dice que le deje saber si descubre algo interesante, pero todo lo que Marion logra desenterrar es una barra de metal oxidada.

Thomas está haciendo una entrega de piedras y plantas al conde en el castillo de Ulfstead. Cuando llega a la propiedad, Millie y Stephen salen corriendo, muy emocionados. Su entusiasmo pronto desaparece cuando ven que solo es Thomas. Stephen explica que el conde ha ordenado un envío especial desde el continente. Millie continúa diciendo que es una sorpresa, pero será muy, muy grande y se les ha dado la tarea de esperar a que llegue. Thomas se pregunta qué podría ser el envío especial.

Esa noche, en el apartadero, Marion está dormida. Ella se despierta por lo que ella cree que es una locomotora que pasa. Cuando mira que no ve una locomotora, ve una línea de dinosaurios que vienen hacia ella. Ella piensa que está soñando y se ordena despertarse. Cuando eso no funciona, ella le dice a los dinosaurios que se vayan y, para su sorpresa, eso funciona.

A la mañana siguiente, Marion está muy adormilada cuando regresa al trabajo. Luego, Thomas llega y le da un susto volviendo a ponerse delante de ella. Marion le dice que anoche vio algunos dinosaurios. Thomas le recuerda a Marion que los dinosaurios ya no existen. Marion está de acuerdo en que los dinosaurios existieron hace muchos años antes de que la gente, los ferrocarriles y la excavación fueran inventados. Thomas le dice que fue solo un mal sueño y se marcha.

Un poco más tarde, Marion oye que viene otra locomotora y, esta vez, mira para ver quién es y no se sobresalta de nuevo. Ella no ve una locomotora, ve la línea de dinosaurios de la noche anterior acercándose a ella de nuevo. Marion se ordena a sí misma que se despierte, pero se da cuenta de que no está soñando. Marion está tan asustada que se aleja de los dinosaurios que se aproximan tan rápido como puede.

Marion retrocede todo el camino cuesta arriba hasta el castillo de Ulfstead. Stephen y Millie piensan que el envío importante ha llegado, pero se sorprenden al ver que Marion retrocede directamente hacia ellos. Millie y Stephen dejan que Marion, que todavía grita sobre dinosaurios, entre al castillo. Stephen está seguro de que no puede haber visto realmente los dinosaurios, pero Millie ve a las grandes criaturas subir por la pendiente hacia los terrenos del castillo. Millie y Stephen están muy asustados y se retiran al castillo. Una vez allí, Millie, Stephen y Marion se sientan y escuchan los ruidos que vienen del exterior. Marion cree que puede escuchar los dinosaurios respirar, pero Stephen piensa que suena más como una máquina de vapor. Luego, escuchan al conde gritar de alegría al decir que ha llegado su entrega importante. Stephen y Millie deciden salir e investigar.

La nueva locomotora se presenta como Samson. El conde le dice que tenía previsto llegar anoche. Samson está un poco avergonzado y afirma que nunca ha estado en Sodor antes, se perdió en la oscuridad y terminó pasando la noche en una cantera. El conde está más interesado en los dinosaurios que ha ordenado para su nuevo parque de dinosaurios. Ahora le toca a Marion avergonzarse por pensar que los dinosaurios eran reales. El conde explica que quiere construir un parque de dinosaurios para que los visitantes puedan venir a ver cómo eran realmente esas magníficas criaturas de hace tantos años. Luego le dice a Marion que él quiere que ella esté buscando más huesos de dinosaurios. Marion está muy contenta con su nueva tarea y parte de inmediato, hablando interminablemente acerca de dónde va a intentar primero. Stephen bromea que Marion realmente "cava" a los dinosaurios ahora.

Personajes Editar

Ubicaciones Editar

Reparto Editar

Latinoamérica Editar

España Editar

Curiosidades Editar

Errores Editar

  • En un momento, todos menos uno de los vagones y el vagón de freno del tren de plantas y rocas de Thomas desaparecen, pero luego vuelven a aparecer en la siguiente toma.
  • El tamaño de los modelos de dinosaurios cambia a lo largo del episodio.
  • Al final del episodio, Millie está en una vía de ancho estándar.
  • La vía estrecha falta en la línea en la que están puestos Millie y Stephen. Aunque los puntos muestran claramente que los rieles de vía estrecha están destinados a estar allí.
  • Cuando Thomas se ríe de Marion, los árboles en el fondo cambian dos tomas más tarde.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.